INFORMACIÓN SOBRE LA LESIÓN CEREBRAL TRAUMÁTICA

CÓMO SE PUEDE AYUDAR A UNA LESIÓN CEREBRAL TRAUMÁTICA

Por sorprendente que sea, a pesar de que una lesión cerebral traumática (TBI, en inglés) (incluyendo las conmociones cerebrales) puede tener un impacto catastrófico en la vida de uno, las opciones para tratar esta lesión son asombrosamente escasas. Una lesión cerebral puede requerir la rehabilitación neurocognitiva intensiva. Sin embargo, esta rehabilitación puede ser difícil de encontrar y de costear. Los costos pueden ser prohibitivos. Las indemnizaciones de los litigios pueden ser una importante fuente de financiación.

La rehabilitación neurocognitiva consiste en que el paciente trabaja con un neuropsicólogo y/o coordina con un terapeuta cognitivo para enfocarse en las funciones cerebrales afectadas por el trauma. Esta rehabilitación normalmente incluye actividades y ejercicios mentales que aumentan progresivamente en dificultad. Los resultados positivos se basan en aprovechar la capacidad del cerebro para crecer de nuevo, en particular al apoyar la generación de nuevas vías de comunicación cerebral. Dado que la función cerebral está controlada en gran medida por redes que permiten la comunicación entre las aproximadamente 86 mil millones de células cerebrales, estas nuevas vías pueden ayudar a restaurar las funciones cerebrales afectadas por las vías lesionadas en el trauma.

La neurorehabilitación también tiene un objetivo adaptativo, lo cual típicamente incluirá la capacitación en el uso de diversas ayudas organizativas y de memoria, ya que la memoria de corto plazo y la organización sufren frecuentemente por daños cerebrales traumáticos. Esta rehabilitación también puede incluir el desarrollo de nuevas estrategias para que el paciente realice actividades de la vida diaria, y si el paciente es capaz de seguir trabajando, nuevas estrategias para realizar su trabajo.

La rehabilitación también puede incluir la neuroretroalimentación (neurofeedback) computarizada. Esta modalidad utiliza protocolos específicos para el paciente con el fin de mejorar la función eléctrica del cerebro en las áreas dañadas. Las pruebas diagnósticas preliminares incluyen el mapeo cerebral de la actividad eléctrica del cerebro para identificar cuales áreas cerebrales deben ser el enfoque de la rehabilitación.

LESIONES CEREBRALES TRAUMÁTICAS: PREGUNTAS Y RESPUESTAS

¿Qué es una lesión cerebral traumática (TBI)?

La lesión cerebral traumática (TBI, en inglés) significa los daños cerebrales de diversas gravedades. Estas lesiones se dividen en tres clasificaciones principales: leve, moderada, o severa. En cuanto a la lesión cerebral traumática leve, puede que no sucediera una pérdida de conocimiento o que hubiera una pérdida mínima de conocimiento. La lesión cerebral traumática moderada puede incluir una pérdida de conocimiento durante más tiempo. La lesión cerebral traumática severa implica una interrupción más prolongada de conocimiento.

Sin embargo, una persona puede sufrir deficiencias graves, incapacitantes y de por vida en la función cerebral sin ninguna pérdida de conocimiento. Por lo tanto, incluso si una lesión cerebral se clasifica como «leve», no significa que sus consecuencias sean leves. Estas clasificaciones no se refieren a cómo se encuentra una persona posterior al trauma con el paso de tiempo sino que cómo parece la persona justo después del trauma.

Debido a que el cerebro controla tantas funciones, entre estas tres clasificaciones de TBI, hay variaciones ilimitadas de TBI. Al igual que cada persona es única, aunque las lesiones cerebrales traumáticas pueden tener muchas características en común, cada una es distinta en términos de los cambios cerebrales y de personalidad que provoca.

¿Cuáles son las causas de la lesión cerebral traumática?

Dado que el cerebro pesa aproximadamente 2 libras y media con una consistencia parecida a la gelatina, es frágil y por lo tanto bastante vulnerable a las lesiones. Debido a su fragilidad, la lesión cerebral ni siquiera requiere daño a la cabeza. Por ejemplo, muchas lesiones cerebrales traumáticas son el resultado de un mero latigazo cervical. Como consecuencia de que el cuello se mueve hacia adelante y hacia atrás a una velocidad acelerada, por ejemplo durante un choque trasero o delantero, el cerebro puede ser sacudido dentro del cráneo y lesionado de muchas maneras. Si existe suficiente fuerza para ocasionar un esguince o distensión del cuello, hay más que suficiente fuerza para causar una lesión cerebral.

¿Qué es una conmoción cerebral? ¿Y cómo se relaciona con TBI? ¿Las palabras son intercambiables?

La conmoción cerebral consiste en una lesión cerebral que está asociada con una variedad de signos o síntomas tempranos. Pueden incluir: dolores de cabeza, mareos, visión doble, náuseas, vómitos, zumbido en los oídos. Todos no tienen que estar presentes para que se diagnostique una conmoción cerebral. Algunos de estos síntomas pueden aparecer días después del trauma. En las semanas y a veces meses después de una conmoción cerebral, una persona puede notar problemas adicionales como dificultades de memoria, irritabilidad, insomnio, fatiga y aumento de la somnolencia, dificultadas de atención y concentración, lentitud del proceso de pensar, problemas de recordar palabras, y muchas otras cosas.

Cada conmoción cerebral es una lesión cerebral traumática. Pero no todas las lesiones cerebrales traumáticas son una conmoción cerebral. La conmoción cerebral es intercambiable con la clasificación «la lesión cerebral traumática leve». Sin embargo, como lo antedicho, la clasificación, en vez de tratarse de sus consecuencias, significa el estado de una persona justo después del trauma. Aunque los síntomas de conmoción cerebral se resuelven para muchas personas, cuanto mayor sea la persona o más conmociones cerebrales u otras lesiones cerebrales que haya tenido anteriormente, mayor será el potencial de problemas cerebrales duraderos.

¿Qué se debe hacer si tiene TBI? ¿Cómo se debe tratar?

El tratamiento puede depender de la gravedad de la lesión cerebral. Las lesiones cerebrales traumáticas moderadas y severas suelen requerir atención médica intensiva y terapias psicológicas y cognitivas a largo plazo. En cuanto a una conmoción cerebral/lesión cerebral traumática leve, si no se resuelve por sí sola con el tiempo, la terapia cognitiva o las terapias de neuroretroalimentación (neurofeedback) pueden ser bastante beneficiosas para apoyar la recuperación de la función. La terapia cognitiva consiste en ejercicios y actividades para mejorar el rendimiento mental o desarrollar estrategias para adaptarse a las deficiencias de la función mental. La neuroretroalimentación (neurofeedback) incluye actividades por computadora con el objetivo de mejorar el funcionamiento eléctrico del cerebro que a menudo producen mejoras correspondientes en el rendimiento mental.

Si el TBI no se diagnostica a tiempo, ¿cuáles son las repercusiones?

Depende de la naturaleza de la lesión cerebral. En el caso de una lesión cerebral traumática leve, el diagnóstico se retrasa con frecuencia ya que las víctimas de trauma y sus médicos generalmente están más centrados en las lesiones físicas y el dolor. Pero un retraso en el diagnóstico de la lesión cerebral traumática puede resultar en confusión. La persona lesionada y su familia pueden preguntarse sobre la razón por la cual la personalidad de la persona lesionada ha cambiado o sus habilidades mentales han disminuido repentinamente.

¿Empeora la lesión cerebral traumática con el tiempo?

Dependiendo de la gravedad y la naturaleza de la lesión, muchas lesiones cerebrales traumáticas se resuelven con una pérdida limitada de la función. Sin embargo, otras pueden tener consecuencias adversas retrasadas que tardan años o décadas en aparecer.

¿Cuáles son las consecuencias a largo plazo de la lesión cerebral traumática (TBI)?

Las consecuencias de TBI pueden incluir un deterioro de la mente de la persona y cambios en su capacidad para funcionar igual que antes. Para muchas víctimas de TBI, aunque pueden parecer igual en apariencia y forma de hablar, su esencia interior ha cambiado significativamente. Puede hacer que la vida sea muy difícil e incluso desesperante. Dejar de tener las capacidades que siempre has tenido y que han sido parte de ti puede hacer que sea muy difícil de salir adelante. Además puede provocar una gran confusión y frustración para los seres queridos cuando pareces lo mismo desde fuera, pero actúas de manera tan diferente que antes.

¿Cómo puede un abogado con conocimiento de TBI ayudar a una víctima de TBI?

Si el TBI es consecuencia de la negligencia por otra parte, un abogado puede representar a la víctima en una demanda. Durante el proceso, un abogado puede ayudar al cliente a entender la naturaleza completa de su enfermedad y lograr una indemnización por las diversas pérdidas que la lesión ha provocado en su vida. Las pérdidas pueden incluir ingresos, facturas médicas, costos de ayuda y atención en el futuro, así como compensación por el dolor, el sufrimiento, y la pérdida de disfrutar de la vida, tanto en el pasado como en el futuro. Debido a que muchos médicos no están suficientemente capacitados en TBI, los abogados pueden ayudar a mandar a sus clientes a hacerse pruebas y evaluaciones a las que sus médicos normalmente no los mandan a hacer.

Para un abogado, ¿qué es importante durante la representación jurídica de un caso de TBI?

Un abogado de TBI debe asegurarse de que sus clientes han tenido evaluaciones por los profesionales indicados que investigan a fondo el daño cerebral. Estas evaluaciones normalmente sobrepasan lo que los médicos piden para el diagnóstico de TBI.

Los abogados deben entender que representan a cuatro personas diferentes. Quién era el cliente antes; quién es el cliente ahora; quién habría sido ese cliente; y en quién se convertirá ese cliente y las dificultades que enfrentarán en el futuro. Es particularmente importante que los abogados entiendan la manera en que sus clientes sufrirán por una lesión cerebral en el futuro porque las dificultades infligidas por el TBI pueden ser horribles si no hay los recursos financieros adecuados para hacer frente a ellas al envejecer la persona.

¿Por qué es importante la neurociencia en la evaluación de los casos de TBI?

Desde un punto de vista médico, los doctores tienen la capacitación para diagnosticar y ofrecer tratamiento. Por ejemplo, un médico puede diagnosticar una conmoción cerebral. Pero una conmoción cerebral puede tener muchas consecuencias diferentes. La neurociencia tiene varias maneras de investigar esas consecuencias de maneras que no cambian el diagnóstico del médico, pero que potencialmente pueden aportar mucha más información sobre cómo el cerebro ha sido afectado por ese diagnóstico. Por lo tanto, un bufete de abogados que tiene experiencia y pericia en la neurociencia puede representar a una víctima de TBI de una manera mucho más contundente: en primer lugar, al asegurar que las dimensiones de la lesión se investigan con mucho más profundidad de lo que se hace normalmente en una visita médica; y, segundo, al obtener pruebas más fiables de la lesión cerebral traumática.

 

 

The Flomenhaft Law Firm, PLLC © 2020 | All Rights Reserved